Home / Especiales / ¡El golf y el surf en la misma sintonía!

¡El golf y el surf en la misma sintonía!

La empresa Ford, con la colaboración de la Asociación Argentina de Golf y la Asociación de Surf Argentina, reunió a los atletas de alto rendimiento de ambos deportes para intercambiar conocimientos, técnicas y experiencias durante el Abierto del Sur.

Por Sebastián Chacón. El 22 de enero fue el día en el que Ford, la Asociación Argentina de Golf y la Asociación de Surf Argentina reunieron atletas de alto rendimiento de ambos deportes para intercambiar conocimientos, técnicas y experiencias durante el 102° Abierto del Sur de Argentina jugado en el Mar del Plata Golf Club de Playa Grande.

En Mar del Plata se respira surf, y desde 1960, surfistas y tablas fueron consolidando un vínculo imperecedero que con el correr de las generaciones se transformó en un estilo de vida que fue mucho más allá del deporte. Por otro lado, la emblemática cancha del Mar del Plata Golf Club que se convirtió en “La Catedral del Golf” cuando Roberto De Vicenzo decidió bautizarla con ese nombre, es el escenario del Abierto del Sur. El histórico club fue inaugurado en 1900 por ingleses que vinieron a trabajar en el ferrocarril y poco a poco se fue transformando en un referente del deporte en Argentina y el lugar de desarrollo de muchos jugadores de la región.

Para quienes hoy recorren la zona de Playa Grande es común ver una camioneta cargada con tablas de surf. También es muy habitual es ver una camioneta cargada con palos de golf. Lo que pocas veces sucede es cruzarse con una camioneta cargada con tablas de surf y palos de golf al mismo tiempo. Y esto último fue lo que ocurrió de la mano de Ford Argentina en vísperas de la 102ª edición del Abierto del Sur Macro presentado por Ford.


En la mañana del 22 de enero, en Playa Grande, Vicente Marzilio, Federico Shin, Ezequiel Rodríguez Barri, Ricardo Matho, Tomás Maradei y Franco Scorzato fueron los golfistas junior de alto rendimiento que se animaron a subirse a las tablas junto a tres anfitriones de lujo: Jesús “Pochi” Montenegro, y los entrenadores Martín Verano y Mariano Scalise.

Pochi, como se lo conoce localmente, tiene 23 años y es hijo del master caddie del Mar del Plata Golf Club de Playa Grande. En 2017, consiguió una beca para estudiar en la Universidad de Jacksonville State, Alabama, para representar al equipo en el ultra competitivo circuito universitario norteamericano del que salen muchas de las figuras del PGA Tour. En 2019, además, ganó la Clasificación Individual del Ohio Valley Conference Men’s Golf Championship y un año antes, se coronó en el TVA Credit Union Invite. Entre sus máximos logros se destaca su actuación en el US Amateur 2018 en Pebble Beach, donde eliminó al entonces N°1 del Ranking Mundial de Aficionados, Braden Thornberry (Estados Unidos).

Los encargados de enseñarles el camino al mar a los golfistas y de compartir algunos secretos necesarios para poder deslizarse sobre las olas fueron los integrantes de la selección nacional junior de surf Juan Cruz e Ignacio Ruggiero, Manuel Torreani, Teo Rodríguez, Cocó Cianciarulo, y Franco Radziunas, acompañados por sus entrenadores Paul Ursino y Pedro Ghilini.

Durante la mañana, Cocó Cianciarulo se subió a una tabla y practicó el swing emulando el retrato histórico de Duke Kahanamoku, uno de sus referentes e ídolos. El punto para destacar es que el hawaiano Duke Kahanamoku —padre del surf moderno y ganador de tres medallas de oro en los Juegos Olímpicos de 1912 y 1920—, se lo reconoce también por una famosa foto que lo muestra surfeando con un palo de golf en la mano, otra de sus aficiones y en la que también se destacaba. Esta vez fue una mujer atleta la que replicó el reconocido el retrato.

La tarde del 22 de enero fue a puro golf y La Catedral vio a los participantes descubrir similitudes entre dos deportes totalmente diferentes pero que en el silencio reinante de la práctica lograron hermanarse. El viento fue un común denominador en varias de las conversaciones. Tanto en el mar como en el green, una modificación de cuadrante o de intensidad, puede cambiar las condiciones de un momento a otro y poner a prueba el temple del practicante.

Este punto evidencia que el surf y el golf, al igual que todos los deportes, requieren de una gran concentración mental. Alcanzar un alto nivel de desarrollo de este aspecto es un factor determinante para hacer la diferencia frente a otros competidores. También la paciencia, la precisión y/o la elección de una ola en tan solo 15 minutos de batería o manga será decisiva, al igual que un golpe del golfista. Otra similitud encontrada es la curvatura del radio del trayecto de la pelota de golf con el movimiento de la ola.

Sorpresa en el mar y en el green

Cuatro días después, el intercambio de experiencias tuvo un final gratamente inesperado, con gran repercusión en las redes sociales y en los medios locales: el 26 de enero, los golfistas y los surfistas volvieron a sus competencias y, al finalizar el 102° Abierto del Sur, Jesús Montenegro se coronó campeón de la categoría aficionado. Increíblemente y a la misma hora, Cocó Cianciarulo se consagraba bicampeona de la primera fecha del circuito nacional, el Quicksilver & Roxy Young Guns, en las categorías M16 y M18. Así, la surfista repitió la hazaña de 2018 y 2019, cuando fue bicampeona nacional M16 y M18 en ambas ediciones, y de 2017 cuando se consagró tricampeona en las categorías M14, M16 y M18; cerrando así una jornada histórica para ambos deportes tan arraigados en la ciudad de Mar del Plata.

Guillermo Simone, el anfitrión

Las actividades comenzaron el 22 de enero en la zona de Playa Grande, y al mismo tiempo, el concesionario Guillermo Simone se encargaba de cuidar a los clientes ofreciendo atención personalizada tanto en sus puntos de venta como en la esquina de Colón y Peralta Ramos, además de hacerlo con su taller móvil destinado exclusivamente al servicio técnico.

El taller móvil posibilita acercar el servicio técnico oficial Ford a los clientes en su lugar de veraneo para brindarles una revisión de su vehículo de manera rápida, fácil y gratuita. Allí, durante enero y también en febrero, los usuarios Ford pueden agendar una revisión de su vehículo para conocer su estado y asegurase un buen descanso.

Los vehículos Ford, protagonistas de una historia

Ford agrupó cuatro modelos históricos que unieron la marca al surf: el Ford Woodie y el Mustang, dos íconos culturales que tienen una larga relación con el surf porque en los ´60 capturaban la esencia y el lifestyle del deporte en Estados Unidos; la Nueva Ranger y la Ranger Raptor, pick-ups que integran la Raza Fuerte de Ford y que unen el trabajo en el campo con el traslado de equipos para la práctica de distintos deportes.

Esta relación entre la marca y el deporte se extendió hasta hoy y La Catedral fue el escenario de una experiencia distinta e histórica, en la que surfistas y golfistas se unieron para intercambiar experiencias, ideas y valores.

El estrellado cielo marplatense no hace más que realzar la mística de una ciudad que alberga una cultura de surf. Mientras el Abierto del Sur transcurría, las epopeyas del maestro De Vicenzo se siguen transmitiendo de boca en boca como si hubiesen ocurrido ayer. También corren otras tantas historias de jugadores, anónimos y consagrados, que aseguran haber vivido días mágicos sobre ese mítico green, prácticamente ubicado a orillas del mar y en donde ya no es tan raro pensar en los puntos en común que comparten el golf y el surf. ¿Son parecidos? Tal vez no, pero tampoco son tan distintos.

Compartir:
We Are Sports Ford Rio Uruguay Seguros Callaway Ezgo Toro Universal Assistance Rolex Enard